Honremos a los beatos mártires de Urgell (1)

En Tarragona se eleva hoy una gran acción de gracias por este gran número de intercesores, 522, que fueron mártires de Cristo, con el amor más grande, el de dar la vida por la fe en Dios y el amor a los hermanos. De entre ellos, 10 nacieron a la fe en nuestra Diócesis de Urgell, y uno de ellos era sacerdote diocesano de nuestra Diócesis. Debemos conocerlos y amarlos. Tenemos que pedirles que sean intercesores y protectores nuestros.

Mn. PAU SEGALÀ i SOLÉ, presbítero de nuestra Diócesis de Urgell, había nacido el 18 de octubre de 1903 en Montgai (Noguera) y recibió la palma del martirio en el cementerio de Lleida, junto con su hermano carmelita P. Francesc de l'Assumpció, la noche del 20 al 21 de agosto de 1936. Sacerdote desde 1928, sirvió pastoralmente diferentes parroquias del Obispado: Térmens, Linyola y Albesa, y en el momento de ser martirizado era el Ecónomo de Mont-roig (Els Plans de Sió). Al comenzar la guerra en 1936 él y su hermano carmelita se escondieron en casa. Estuvieron algunos días, pero ante la amenaza de que si no aparecían matarían a la madre y a un hermano, se presentaron, fueron detenidos, y conducidos a Lleida, donde fueron fusilados en el cementerio la noche del 20 al 21 de agosto de 1936. Al ser detenidos los dos hermanos, despidiéndose de su madre, le dijeron: "Resígnate, madre, que nosotros estamos bien dispuestos para morir; piensa que por siempre contarás con dos hijos mártires en el cielo. Ahora lo tenemos seguro; en cambio, si nos quedásemos, ya no lo sería tanto".

El P. FRANCESC DE L'ASSUMPCIÓ (FRANCESC SEGALÀ i SOLÉ) OCD, carmelita descalzo. Nacido el 25 de mayo de 1912 en Montgai, había entrado muy joven en el Seminario de Urgell, pero luego decidió entrar en los Carmelitas. Profesó, fue ordenado sacerdote, y en Barcelona, pocos meses después de su ordenación, le sorprendieron los acontecimientos del año 1936. Volvió a su pueblo donde encontró a su hermano sacerdote, y a mediados de agosto, los dos hermanos fueron detenidos por el comité del pueblo, conducidos a Lleida, fueron fusilados en el cementerio la noche del 20 al 21 de agosto de 1936.

El P. RAMON OROMÍ i SULLÀ, S.F. sacerdote religioso Hijo de la Sagrada Familia, nació en Salàs de Pallars el 16 de septiembre de 1875 y fue martirizado en Montcada i Reixac (Barcelona) el 26 de abril de 1937. Sacerdote, consultor y durante muchos años también Secretario General del Instituto. Era director de la Asociación Sagrada Familia y de la revista "La Sagrada Familia", y autor de la primera biografía de San José Manyanet así como de otros escritos. Dedicó largos años a la formación científica y religiosa de los jóvenes, especialmente religiosos. Celoso predicador y constante propagador de las glorias de la Sagrada Familia en favor de las familias. La revolución le sorprendió en el Balneario de Vallfogona de Riucorb, pero pronto se refugió en Barcelona. Detenido el 19 de abril de 1937, fue conducido a la central de patrullas, donde el 26 del mismo mes firmó una declaración en la que confesaba su condición de religioso sacerdote. Fue conducido a la cárcel de San Elías y asesinado en Montcada el 26 del mismo mes y año. Sus restos mortales fueron arrojados a la fosa común.

"Pretiosa in conspectu Dominio / mors sanctorum eius", "preciosa es a los ojos del Señor, la muerte de sus santos", decimos siempre al terminar la lectura de las memorias agradecidas de los mártires y de los santos.